Aprendizaje de natación

¿Sabías qué..?

  1.  …el agua fortalece el vínculo afectivo y aumenta el sentido perceptivo; siendo bebés seguros y atentos contenidos por el amor de sus padres.
  2. …el agua de nuestra piscina está controlada en sus niveles de cloro y PH cada 3 hs. y filtrada permanentemente. Así como todos sus exámenes bactereológicos al día desde hace 20 años.
  3. …El control de efínteres se da naturalmente debido a que la temperatura del agua coincide con la del cuerpo del niño.
  4. …El agua en la forma en que nosotros la tratamos es absolutamente potable, no provocando ningún tipo de consecuencia si el bebe o niño la ingiere, para que la cantidad,  fuera perjudicial, será de 1/3 de su peso corporal en agua, lo cual es imposible según su capacidad gástrica.
  5. …La mejor etapa para un óptimo comienzo es antes de los 2 años, utilizando los reflejos a favor del medio acuático. En este período aun no aparecen los temores ni la consciencia a la profundidad.
  6. …Los reflejos oculares y de caída, permitirán al niño ubicar su cuerpo como si fuera un nadador experimentado. Será para él muy natural mirar debajo del agua.

Además:

  • Es importante respetar los tiempos de cada niño, cada uno tiene características psicológicas diferentes que permitirán su acomodación al objetivo propuesto.
  • Nuestro trabajo prioriza las emociones y contención afectiva, marcando así los fundamentos para mantener toda la vida el placer por disfrutar del agua.